domingo, junio 16
Shadow

Recrean el hechizo de la ópera “El elíxir de amor” en la Temporada SAS- PROFEST

Con la OSSLA y la dirección del Mtro. Enrique Patrón de Rueda, un elenco de lujo presenta en línea la hermosa obra lírica de Donizetti.

“El verdadero hechizo en la ópera ‘El elíxir de amor’ está en su música” comentó hace unos días el crítico y divulgador de ópera Gerardo Kleinburg, y así lo constataron quienes estuvieron pegados al portal de la
Sociedad Artística Sinaloense este sábado por la noche, al transmitirse la obra de Gaetano Donizetti, con la Orquesta Sinfónica Sinaloa de las Artes y 120 artistas en escena, bajo la dirección el maestro Enrique Patrón de Rueda.


Ello, en el inicio de la Temporada Artística de la SAS – PROFEST, en su sección de actividades en línea, a través de la página www.sas.org.mx ,que se reforzarán próximamente con actividades presenciales que serán todo un gran atractivo para quienes gustan de las bellas artes.


Se trata de la grabación de la producción realizada por la SAS e Instituto Sinaloense de Cultura en marzo de 2017, de muy alta calidad audiovisual, en la que vemos de nuevo al charlatán de feria “Dulcamara” estafando otra vez al infeliz e ingenuo “Nemorino”, cuyo desenfrenado amor por “Adina” es amenazado por las petulancias y el garbo del “Sargento Belcore”.


Crónicas de esas funciones hace cuatro años, aplaudieron esta producción ponderando: “Una buena orquesta, una magistral dirección artística, cinco voces principales de muy buena factura, un coro que sonó como nunca, una
escenografía de lujo y una historia cautivadora”.


Bajo la dirección de Patrón de Rueda, gracias a la magia de los nuevas tecnologías de grabación y transmisión, pudimos disfrutar de nuevo de un elenco presidido por la soprano Ana Capetillo, como la desdeñosa y rica “Adina”; el tenor Mario Rojas como el pobre y enamorado “Nemorino”; los barítonos Daniel Noyola, excelente en su papel del charlatán “Dulcamara”, y Juan Carlos Heredia, que cautivó como el pedante “Sargento Belcore”, mientras que la mezzosoprano Angélica Mata, hizo el papel de la traviesa “Gianetta”.

Y sin faltar el importantísimo papel del Taller y Coro de la Ópera de Sinaloa, que con sus 40 voces dio vida a los alegres cantos de campesinos en el trabajo, la feria y la boda, con los que Donizetti ha cautivado a los públicos de todo el mundo desde hace casi 200 años.


El final por supuesto será feliz, pero en tanto llega, Nemorino nos hace estremecer con el aria “Una furtiva lágrima”, una de las más famosas de todos los tiempos; y antes, con el “Quanto e bella, quanto e cara”, con el Coro; y los bellos ensambles de las distintas voces.

Deja una respuesta

Descubre más desde SN Noticias Culiacán

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo